EMPLEO PÚBLICO

Anulada una pregunta polémica en el examen de auxiliares administrativos

. 30/06/2008
| 3561 | 0
Los opositores que se sienten agraviados por el tribunal anuncian recursos.

Las oposiciones para auxiliares administrativos de la Universidad del País Vasco causan polémica entre los opositores.


Todo empezó con las reclamaciones de algunos opositores que dependiendo del sindicato al que pertenecían contestaron respuestas diferentes. El tribunal calificador se vio en la encrucijada de decidir quiénes habían contestado correctamente si los opositores pertenecientes a UGT, CCOO y ELA o los afines a Stee-Eilas y LAB. Ante este hecho el tribunal decidió anular la pregunta y será el euskera o los méritos aportados (como la antigüedad) los factores que decidan los resultados finales de las pruebas.


A estas pruebas de auxiliares administrativos se presentaron casi 13.000 aspirantes para 237 plazas teniendo más posibilidades de conseguirlas aquellos opositores que tengan mayor antigüedad trabajando en la propia universidad al tratarse de un concurso-oposición.


Estas oposiciones de auxiliares administrativos son las primeras que se celebran desde 1995 por lo que tienen por objeto reducir de esta manera el número de personal interino.


El tribunal calificador ha tomado así la decisión menos comprometida. No resuelve cuál era la respuesta correcta y anula la pregunta sin argumentar las razones. La sustituyó por la pregunta de “reserva”. Esa modificación ha supuesto que de 540 se pase a 860 aspirantes con cien aciertos. Para los que tienen los méritos por años trabajados y euskera llegar a 100 respuestas correctas les devuelve las posibilidades de lograr un puesto fijo.


Numerosos aspirantes preparan recursos ya que se sienten perjudicados por la decisión del tribunal. “Incorporar a más de 300 opositores con 100 respuestas acertadas reduce las posibilidades del resto ya que alguno de los repescados puede superar en antigüedad a otro que tiene cien aciertos y antes estaba por delante de él”, explica un opositor.


Las centrales coinciden en que el tribunal debe decidirse por una respuesta, “pero no anular la pregunta sin argumentar nada”.

Valora esta noticia:
 

Nuevo comentario:

 
 
 
 
 
 
¿Te gusta? Ayúdanos y comparte con tus amigos